¿Cuál es tu forma de cambiar al mundo?

 

¿Te importa la gente, el planeta, la prosperidad y la paz?

Si tu respuesta es SI, entonces, aunque no seas mamá la lactancia debería de importarte.

Durante la semana mundial de la lactancia 2016 tuve el honor de participar en el festejo organizado por el DIF municipal de mi ciudad, cuando comencé a preparar la presentación la llené de datos mismos que comparto aquí, pero que así solitos no me terminaban de decir nada, así que decidí contarles una historia, misma que comparto hoy con ustedes lectores de mi blog.

Uno de mis profesores cuando estudie salud primal nos hacía hincapié en que pensáramos en global y no en individual al tocar temas como la lactancia, ya que si bien es importante hablar de los beneficios para una familia, la reflexión se queda corta si no consideramos como lactar o no lactar, en este caso, tiene efectos a nivel social.

En otras palabras, podríamos decir que está bien hablar de la lactancia de Ana, la lactancia de mi hermana  o de nuestros clientes  para quienes nos dedicamos al trabajo con familias, pero es tiempo que hablemos de estos temas -parto humanizado, lactancia, corte tardío del cordón umbilical, nacimientos sin intervenciones innecesarias, microbioma, alojamiento conjunto, lactancia- a nivel social/global, y es que las formas en las que intervenimos sobre procesos tan sencillos e importantes como la forma en la que llegamos al mundo están afectando en enorme medida nuestra salud como especie y la salud del planeta. Nunca nos habíamos enfrentado a un número tan alto de cesáreas, o bebés alimentados con fórmula, el resultado de estas intervenciones lo veremos en muchos años, cuando estos niños sean adultos, en las estadísticas sobre violencia, enfermedades mentales y de enfermedades crónicas e inmunológicas.

Hay gente que se dedica hoy en día a estudiar estos efectos: Thomas Verny, Michael Odent, Laura Uplinger, y contado por mi abuelo un hidalguense que poco suena, pero que ya desde 1967 hablaba de los beneficios de la lactancia para el desarrollo emocional de los niños;  Joaquín Cravioto.

Me atrevo a simplificar o resumir los hallazgos de estos y muchos otros estudiosos en una frase de abuelitas “para lactar y criar la mamá debe de estar relajada y feliz”, un ambiente contrario podría complicar las cosas y desgraciadamente así son los ambientes en los que las familias se encuentran inmersas hoy en día.

Como madres, padres abuelas, tíos queremos lo mejor para nuestros niños y para ello necesitamos de buena información, las cosas ya no son tan fáciles y estamos a expensas de muchos opinólogos, que saben mucho de bebés, por ejemplo:

  • Tomar leche de vaca produce mucha leche (y ni a las vacas de funciona por cierto)
  • Consejos como complementar la alimentación a base de cereales antes de los 6 meses.
  • “Engañar” a los niños con tés de manzanilla para que no coman “de más”.
  • No cargarlos cada vez que llore (si cubrimos todas sus necesidades tendremos seguramente a un tirano).

Por eso estoy convencida que para temas de vida, todos somos responsables seamos o no papás, y de ahí la importancia de vigilar el efecto de lo que decimos o hacemos respecto a una madre lactante o a una madre buscando contener un berrinche en un espacio público.

Por eso lo que debemos de entender al defender la lactancia o el parto respetado es que lo que está en juego es la salud de los niños, y de las mamás; es decir, de la humanidad.

Los invito a informarnos y no quedemos con lo que hay en nuestro entorno. La semana mundial de la lactancia en este 2016 toma el lema clave para el desarrollo sostenible, y es que a todos nos interesa el futuro y no solo conservar los recursos que hoy tenemos sino bosquejar un panorama mejor para los que vienen, y la lactancia se vuelve entonces en una gran herramienta para conseguirlo.

A continuación te comparto algunos datos importantes que publica la worldbreastfeedingweek (las ilustraciones son del programa Chile crece contigo).

Descubre lo que mis compañeras de #BloguerasMX han preparado para esta semana mundial de la lactancia:
http://www.linkytools.com/thumbnail_linky_include.aspx?id=271768

 

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s